Inicio >> Iurislab Informa >> La situación de IT no puede reducir el derecho a los permisos retribuidos

La situación de IT no puede reducir el derecho a los permisos retribuidos

Posted on
Consulta, Asesor, Laboral, Empleo, Trabajo, Empresa, Iurislab Consulting, Contratación, Subvenciones, Ayudas, Incapacidad Temporal, Discriminación, Contrato de trabajo, Permisos

El periodo en que el trabajador se encuentra en situación de IT debe computarse a efectos del cumplimiento del requisito, exigido a efectos del devengo de días de libre disposición, de un determinado tiempo de trabajo. Lo contrario supondría una vulneración de la ley de igualdad de trato y no discriminación al situar en desventaja discriminatoria a los trabajadores que hayan visto suspendido su contrato por razón de enfermedad.

Situación de IT y devengo de días de libre disposición

Los sindicatos firmantes del VIII Convenio marco estatal de servicios de atención a las personas dependientes y desarrollo de la autonomía personal presentan demanda de conflicto colectivo en relación con la interpretación del artículo 53 que recoge el derecho de los trabajadores a 4 días de libre disposición al año siendo exigible un período de trabajo previo de 3 meses por cada día de libre disposición.

Los sindicatos solicitan, entre otras cuestiones, que se considere como periodo trabajado los periodos de IT dentro del año natural. Por la parte patronal se afirma que los días de libre disposición están vinculadas a la finalidad de reducción del absentismo, por lo que los periodos de previos de IT limitan el disfrute del derecho.

La AN no comparte el argumento empresarial por las siguientes razones:

1. Ni la legislación nacional (ET art.37.3) ni la comunitaria (Dir (UE/2019/1158) pretende reducir con los permisos retribuidos los niveles de absentismo. Al contrario, permite las ausencias al trabajo por razones justificadas destinadas a compatibilizar la vida personal y familiar del trabajador con sus deberes laborales.

2. El convenio condiciona el disfrute de estos días de permiso a un periodo de trabajo previo de 3 meses por cada día de libre disposición, y no un tiempo de trabajo efectivo, por lo que este período de trabajo debe interpretarse como tiempo de antigüedad en la empresa. En este contexto, interpretar que el periodo previo de trabajo de 3 meses se ve afectado negativamente por situaciones de IT iría en contra de la L 15/2022 de igualdad de trato y no discriminación, pues se situaría en desventaja discriminatoria en orden al derecho al disfrute de días de libre disposición a los trabajadores que hayan visto suspendido su contrato por razón de enfermedad.

Por ello, la AN estima las demandas acumuladas de los sindicatos y reconoce el derecho de los trabajadores a que se considere como tiempo de trabajo a efectos de la generación de días de libre disposición, el tiempo en que hayan permanecido en situación de IT.

La IT no puede afectar al cobro

El hecho de que un período de IT perjudique para el cobro de incentivos es discriminación por enfermedad.

Absentismo. Es común que los planes de incentivos de ventas establezcan que éstos no se percibirán si se supera cierto nivel de absentismo, pero… ¿pueden tenerse en cuenta los períodos de baja por incapacidad temporal para el cómputo del absentismo?

Discriminación. La Audiencia Nacional consideraba que sí, pero ha cambiado su criterio [AN 19-06-2023] y ahora concluye que la situación de IT no puede impedir el cobro de incentivos por los siguientes motivos:

  • Computar los períodos de IT para el cálculo de un determinado nivel de absentismo constituye discriminación por enfermedad (lo mismo sucedería con el absentismo derivado del disfrute de permisos retribuidos por acompañamiento a familiares a consulta médica, por ejemplo).
  • La finalidad de los planes de incentivos es la consecución de determinados objetivos de venta, pero no la reducción del nivel de absentismo.
  • Además, desde 2022 la enfermedad o condición de salud es una causa de discriminación prohibida.

Recomendación. Vincule el percibo de los incentivos con el cumplimiento de condiciones relacionadas directamente con objetivos de trabajo (por ejemplo, la consecución de un determinado número de ventas) y, si quiere vincularlo con el absentismo, tenga en cuenta únicamente las ausencias no justificadas.

Permiso retribuido: régimen jurídico y cómputo

• Autorización para faltar al trabajo, durante el tiempo y por los motivos que se prevén en la normativa aplicable, con derecho a remuneración.
• Regulación estatutaria: tiene carácter de mínimo, pudiendo ser mejorada por contrato individual o convenio colectivo.
• Retribución: la que viniera percibiendo la persona trabajadora; no deben incluirse los conceptos extrasalariales, en concreto, aquellos que compensan gastos efectuados por el trabajador, por ejemplo, plus de transporte o dietas.
• Se mantiene la obligación de cotizar.
• Preaviso y justificación.
• Modificación: conforme al procedimiento establecido para la modificación sustancial de las condiciones de trabajo; impugnación: través del procedimiento de conflicto colectivo.
Cómputo
• Inicio: si el hecho causante se produce en día laborable, ese es el día inicial del permiso; cuando sucede en un día no laborable, el disfrute debe iniciarse al siguiente día laborable inmediato.
• Duración: el ET no especifica si los días de permiso han de computarse en días naturales o en días laborables. Lo normal es que los permisos se refieran a días laborables, salvo previsión normativa en contrario, como sucede con el permiso de matrimonio.
• Coincidencia con vacaciones o periodos de suspensión del contrato: no puede diferirse su disfrute para un momento posterior (TS 13-2-18, EDJ 18538; 17-3-20, Rec 193/18; 30-3-22, EDJ 532126; 18-10-22, EDJ 721469).
Pronunciamientos judiciales
• En el cómputo de los permisos de corta duración solo se incluyen días laborables en los que exista una efectiva obligación del trabajador de prestar servicios (TS 29-9-20, EDJ 677632).
• Si el convenio colectivo no regula el régimen de disfrute de los permisos retribuidos, se aplica la regla general: deben disfrutarse durante los días de trabajo efectivo, excluyendo de su cómputo los días de descanso, festivos no trabajados y días no laborables (TS 7-6-23, EDJ 597027).
• Si del tenor literal del convenio se desprende que se inicia el cómputo el día en que se produce el hecho causante, no es necesario aplicar otro criterio interpretativo (TS 5-4-18, EDJ 51388; 11-3-20, EDJ 580797. Excepción: permiso por fallecimiento de familiar, si este se produce cuando el trabajador ya ha iniciado la jornada laboral o la ha finalizado, el cómputo del permiso se inicia desde el día siguiente (AN 23-5-19, EDJ 598681).
• En caso de permiso ampliado o mejorado por convenio colectivo: ha de estarse a lo que este regule (TS 20-12-22, EDJ 793828).

Fuente: LEFEBVRE

Top

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies